lunes, 21 de diciembre de 2015

Tomando decisiones - Dirigir la energía

"Si los humanos caen en el pesimismo es porque no saben qué dirección dar a su movimiento".

(Peter Deunov)



Antes de que acabe el año 2015, observamos las poquitas hojas que quedan en el calendario y los escasos días de este mes en el almanaque, es momento de sintonizar con las energías que están activas y ver cómo nos influyen y qué nos sugieren para estar cada vez mejor, porque nos lo merecemos, porque a eso hemos venido aquí a la Tierra, a experimentar, aprender, tomar decisiones. Cada uno a su ritmo, eso sí, tenemos cada uno una velocidad única, que podemos ir adecuando a nuestros propósitos en ciertos momentos y circunstancias, también tengámoslo en cuenta.


En Libra siempre cuesta decidir, pasa igual que en Géminis, los caminos son tantos, las posibilidades, pero sabemos que la energía nos está pidiendo hacer algo "ya", en este momento" para encontrar soluciones y mejoras, para romper la inercia de seguir adictos al sufrimiento en muchas ocasiones.
El impulsivo Aries, donde está el impaciente Urano, no tendría en cuenta a la hora de actuar tantas consideraciones ni le da vueltas a las cosas (Mercurio estará unos días en cuadratura con Marte, y Mercurio desde Escorpio nos permite llegar al fondo de las cosas, analizar en profundidad, ver lo que está oculto, lo que se esconde más al fondo de nuestro inconsciente y nos atormenta). Y, justamente, ahora podemos encontrar un punto de equilibrio al estar el regente de Aries, Marte, en Libra.  Estos procesos estarán apoyados por la energía Cardinal de esta Luna Llena de Navidad tan especial: tomar iniciativas y actuar.

La Luna Llena formará un triángulo, el Sol en sextil con Neptuno y la Luna en trígono también con Neptuno. Nos enfocamos en estas energías sanadoras que destila este planeta, utilizando muchos recursos, el primero el Amor, y luego toda una serie de senderos y caminos que se nos han abierto para trabajar nuestras emociones, para limpiar los lugares más recónditos de nuestra personalidad que nos cuesta aceptar, reconocer y acoger para poder avanzar hacia estados de mayor plenitud, y es entonces cuando volvemos a sentir la "salud". Con mucho mimo pero decisión, Cáncer se queda en el punto vacío de la T cuadrada, o triángulo, formado por Mercurio, Urano y Júpiter, nos predisponemos a calzarnos nuestros zapatos más cómodos para seguir la aventura de la vida con perspectivas luminosas y positivas. ¡Depende de nosotros! ¡Aprovechemos tantos apoyos y ayudas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario