sábado, 19 de agosto de 2017

APRENDER POR IMITACIÓN - SATURNO DIRECTO A 21º DE SAGITARIO



El viernes 25 de este mes el planeta Saturno se tornará Directo a 21º de Sagitario (en la misma semana, días después, del eclipse de Sol, el lunes 21, Novilunio a 28º de Leo, Marte está cerquita, a 20º del mismo signo; el Sol y la Luna estarán en trígono con Saturno y con Urano en Aries (a 28º), formándose así un Gran Trígono de Fuego).

El día 20 de diciembre de este año, Saturno entrará en el signo de Tierra de Capricornio (Cardinal). “Capricornio es el signo de salida de la Tierra al plano superior a través del portal de la muerte.” (Ekkirala Krisnamacharya, Astrología espiritual). Como todavía quedan por delante algunos meses, no nos centramos ahora en reflexiones al respecto. Nos vamos a centrar en el PRESENTE.






Recordar, por otra parte, que desde el domingo 13 de agosto Mercurio está Retrógrado, ya en oposición con Neptuno, lo que puede sugerir varias circunstancias o tendencias, tanto individuales, grupales, como sociales:

- menos comunicaciones, más silencios, a no ser que sean para contactar de alma a alma, en profundidad, compartir desde la confianza y la apertura de corazón;

- confusión en algunas comunicaciones, tendencia a la manipulación, al engaño, la mentira. Habrá que estar pendientes de “lo que nos cuentan y cómo” para no bajar nuestra vibración y permanecer en nuestro centro y en la serenidad;

- oscilación entre lo excesivamente racional y lo excesivamente emotivo;

- polaridad entre pensamientos de pánico y miedo y momentos de excesivo control mental llegando a la rigidez de ideas.



Excelente, sin embargo, si queremos planificar algo creativo, tendremos a nuestra disposición material suficiente práctico e inspiración si nos concentramos, si entramos en estado de meditación.
Pensamientos sanadores para trabajar nuestro interior o para proyectar en otras personas, grupos, a nivel mundial.







Y aún Mercurio está en trígono con Plutón, son los dos únicos planetas que cambian de ritmo este mes de agosto, Mercurio y Saturno. Con Mercurio hemos de tener en cuenta que puede generar en las relaciones problemas debido a la diferencia de opiniones, así pueden chocar los egos si no se trabaja la tolerancia y el respeto, la aceptación de los diferentes puntos de vista de las situaciones y de la realidad subjetiva. En resumen, hemos de permanecer en la vibración de la unidad apartando el orgullo y la soberbia la mayoría de las veces, evitando el fanatismo, el deseo de controlar emocionalmente a los demás y ofrecernos esta energía para avanzar nosotros en el desarrollo de una voluntad más fuerte, hábitos mentales más sanos, purificar nuestros pensamientos (ayudémonos de las flores de Bach) para saber dirigir nuestra fuerza positivamente. Es la única forma de salir de la dualidad y permanecer en la sabiduría, romper la atmósfera de ilusión destructiva y de dolor que pudiéramos crear o que puedan crear otros, ser más libres (Nodo Sur en Acuario) desde la fuerza del amor (Nodo Norte en Leo).


Como siempre, hemos de ubicar el cambio de dirección de un planeta según su tránsito por la propia carta astral, para ver si contacta con algunos de los planetas natales, y en todo caso es importante la Casa en la cual se ubica el planeta que cambia de dirección porque vamos a sentir que los asuntos relativos a la misma se activan, cobran importancia, debemos ocuparnos de ellos, dedicarles tiempo, energía, atención, conciencia. No es lo mismo un tránsito por una Casa de Agua (IV-VIII-XII) que por una de Aire (III, VII, XI), y hay mucha diferencia entre una Casa de Fuego (I, V y IX) y una de Tierra (II, VI y X). Ocurre lo mismo con el tránsito de Saturno estas semanas por los diferentes ejes: encuentro, posesiones, pensamiento, individualización, relaciones, existencia. En cada uno de estos ejes estamos evolucionando interiormente, dándonos cuenta de pautas nocivas por una parte, pero también de los cambios que queremos hacer para no seguir sintiéndonos limitados, cansados o sobrecargados. En todo caso la energía de Saturno ha de ser aprovechada para adquirir mayor conocimiento y sabiduría, así pues respecto a las experiencias que estemos viviendo es esencial ser conscientes de lo que decimos, de lo que pensamos, de lo que hacemos para poder aprender y no repetir situaciones que conllevan sufrimiento, cuánto más se libera uno de la ignorancia, más el sufrimiento desaparece, no tiene razón de ser.


La energía de Saturno nos invita, ¡u obliga!, a asumir responsabilidad, a madurar, lo que puede parecernos en un primer momento como situación de frustración y limitación, se despiertan nuestras defensas, o queremos ser muy efectivos, productivos y perfeccionistas, llevado a un extremo  nos volvemos exigentes con nosotros mismos –y lo peor, ¡con los demás!. Estamos probando nuestra potencia interna y vamos a descubrir en nosotros capacidades nuevas que habíamos desconocido hasta entonces, esto será muy revelador durante la primera vuelta de Saturno por nuestra Carta Astral. Pero con Saturno tenemos que saber dosificarnos, no perder interiormente la flexibilidad, adaptación, evitando así la rigidez, y otro tanto respecto a nuestro cuerpo físico, que se traduciría en huesos, articulaciones, músculos rígidos. Si nos vamos al extremo, excesivo trabajo, acabaremos agotados y enfadados interiormente.


Internamente pudiéramos sentir miedo y culpa respecto a los asuntos de ese sector de nuestra vida, lo cual nos obliga a afrontar nuestros complejos y traumas para encontrar el punto de equilibrio, y tomarnos el tiempo (también asociado a este planeta) para hacer reajustes. Inevitablemente, en muchos momentos necesitaremos períodos de soledad y retiro para “reprogramar” actitudes, puesto que nuestro enfoque está en un momento de transición hacia otro nivel diferente. Hemos de aprovechar este período para saber mejor quiénes somos y qué queremos en los asuntos relativos al área por el que transita, en concreto, el esfuerzo y la disciplina merecerán la pena a la larga.

¿Cuáles son los complejos más corrientes que experimenta una persona?: El complejo de culpabilidad, el complejo de Edipo, el complejo de Electra, el complejo de dios, el complejo de inferioridad. Cuando actuamos desde un complejo, y cuánto más inconsciente más grave será, nuestra postura interna suele ser drástica y se suelen tener reacciones desde la desesperación y la angustia, lo que puede traducirse en una conducta poco o nada social.



Dane Rudhyar nos indica en Un mandala astrológico que este grado de Sagitario corresponde a “aprender por imitación”, a seguir avanzando, liberándonos, creciendo asumiendo las cualidades, a modo de ropajes, de aquellas personas que para nosotros son “maestros” que nos guían y nos parecen ejemplos a imitar. Es como si nos pudiéramos disfrazar y parecer “esa persona a quien valoro, admiro y venero”, como si yo fuera esa persona, ese ser especial a quien otorgo un halo luminoso (¡la semilla está en el interior de uno!. Esta máscara que se adopta, este disfraz impulsa el desarrollo interior propio respecto el alma a quien queremos parecernos. Estoy segura que en estas semanas estamos encontrando pistas y personajes importantes –si no los tenemos de antes- que nos ayudan a superarnos en las diferentes áreas por las que pueda estar Saturno en tránsito en la Carta Astral de cada uno de nosotros. ¡Tengamos paciencia, humildad y constancia! ¡Y no perdamos la capacidad de juego y el humor!

viernes, 18 de agosto de 2017

Música para el alma con Elvis Presley - ¿Le conoces de verdad?

Partiendo de hecho de que Urano está ahora a 28º de Aries (y retrógrado) encontré que en la Carta Astral del cantante y actor E. Presley también Urano estaba en este signo (aunque a un grado menos, a 27º cuando nació, y Directo), único planeta en signo de Fuego (el día de la próxima Luna Nueva tendremos 5 planetas en Fuego, formándose un Gran Trígono en este elemento) y situado en la Casa de Fuego V: ¡la de la creatividad!

También me estaba fijando hoy en la cuadratura que hace Júpiter y Plutón, en la Carta Astral de Elvis también aparece este contacto, pero en trígono. Neptuno y Mercurio ahora están en oposición, y en la CA de Elvis Presley aparecen en trígono. Plutón está en oposición ahora con Venus, en la Carta Astral de Elvis también. Saturno y Urano están ahora en trígono y en la CA de Elvis en sextil. Estos son algunos paralelismos que me han llamado la atención.

En la Carta Astral de Elvis, con Urano hacen contacto:

Saturno (regente de su Sol), Venus, MERCURIO (que rige el chakra de la garganta, centro energético asociado también a la creatividad) y la Luna.


En su filmografía constatamos esta influencia de Urano porque muchos de sus personajes buscan y viven la libertad (¡se suma a ello la influencia de su Ascendente Sagitario!). Puede ser rebelde (Amor en Hawai), idealista (en Persigue tus sueños, Pista de carreras y en Change of habit). En todo caso siempre es un soñador y un buen amigo, noble, auténtico.

Y, por supuesto, con Urano, la "velocidad" es muy importante: pilota aviones (Paraíso hawaiano), coches (Pista de carreras), barcos (Chicas, chicas, chicas), moto (El trotamundos).



Por otra parte, le vemos haciendo yoga en Easy come, easy go: Yoga Is As Yoga Does:






¿Sabías que Elvis Presley apreciaba mucho el libro de El Profeta (de Gibran K.) Tanto, que meditaba con él y lo regalaba a sus conocidos. Desarrolló una vida interior espiritual notable.

Respecto a su vida espiritual y su influencia exotérica y esotérica, consultar estas fuentes, en francés:

http://www.lorientlitteraire.com/article_details.php?cid=31&nid=4231



Estos son los títulos de sus discos de gospel:

- How Great Thou Art
- His hand in mine
- He touched me
- Peace in the valley




Bellísima voz para elevar nuestra vibración, temas muy especiales para el alma interpretados por Elvis Presley. ¡Dejémonos arrullar!







domingo, 6 de agosto de 2017

Luna llena agosto 2017: Tiempo, viajes, espacios y dimensiones del ayer para el Hombre de hoy



En la Luna Llena del próximo lunes 7, el Sol estará en conjunción con Marte, en sextil con Júpiter, en trígono con Saturno (en el signo de los viajes y el conocimiento superior, en Sagitario) y en quincuncio con Plutón (en Capricornio, las estructuras básicas). La Luna en oposición con Marte y en trígono con Júpiter. Júpiter está en Libra, uno de los signos que rige todo lo cultural, la belleza, el amor, la búsqueda del equilibrio, la expresión de la justicia. Unos elementos que nos conectan con la energía activa del planeta rojo, que nos ayuda a emprender y autoafirmarnos, apoyaría la expresión, manifestación y desarrollo de nuestro Yo mental (Sol), porque está al servicio de la conciencia en expansión, pero que el “ego” puede aprovechar para desvirtuar nuestro visión y misión en la vida, y que en unión con otros “egos” dañados puede provocar conflictos y luchas (entre ellas las militares), donde también interviene Saturno, una energía de frustración, de dureza, que sin la sabiduría, la generosidad de Júpiter en su expresión evolutiva, porque en la negativa nos obcecamos con una filosofía de vida egoísta motivada por una inclinación al hedonismo y la búsqueda de bienestar y placer. A esto, Plutón viene a hacer más intensas las pasiones, los complejos, activando fuerzas desde el inconsciente y bajo las cuales se puede actuar motivados por la envidia, los celos, el deseo de poder, como máscara social. En Júpiter encontramos suficientes conocimientos, los vamos a obtener interesándonos por otras culturas, viajando a otros países –física o mentalmente-, estudiando, aprendiendo y compartiendo con personas de diferentes estatus y religión. Es momento de reconciliar nuestras fuerzas conscientes con las inconscientes, armonizarnos, equilibrar desde una conciencia clara, lúcida, sabia, amorosa. La sabiduría y el amor son las claves principales para seguir avanzando como seres humanos hacia la plenitud. La luna llena facilita la apertura de puertas para que podamos conectarnos con los Maestros, es momento idóneo para la meditación y para recibir la energía de los Maestros. (1)








EJE LEO-ACUARIO: El Sol transita por el signo de Leo que hace referencia a nuestra autoexpresión, a la creatividad, al órgano del corazón cuya expresión es la alegría. El signo de Acuario que activa la Luna nos conecta con los grandes ideales humanitarios y grupos afines, con el conocimiento superior, con la libertad del espíritu, la expresión de la voluntad superior, de nuestra alma, una vez dominado el orgullo y el pequeño ego.


No podemos olvidar lo que nos enseñaron los errores de otros egos a lo largo de la historia. Como testimonio de todo esto he elegido para este Plenilunio hablar de una obra publicada por Neonauta ediciones en octubre de 2014, "Alambre de Letras", es un relato corto titulado  El hombre que vivió uninstante entre dos guerras, del escritor madrileño (nacido bajo el signo de Libra) Ricardo José Gómez Tovar.

En ella, se nos presenta entre el pasado –la Luna- y el futuro –Urano- al joven Clyde Stuart Cavendish, personaje principal del relato, figura como “un viajero en el tiempo”, aunando las energías de Júpiter –que rige los viajes largos- y de Saturno –señor del tiempo y de la muerte. Clyde nace nada menos que bajo el signo dual de aire de Géminis, regido por Mercurio, asociado a los hermanos, a las comunicaciones, y en esta obra esto es importante.

Para Clyde va a ser transcendental la amistad –vinculada al signo de Acuario- y el amor –vinculado al planeta Venus-. Y gracias a la amistad y al amor consigue volver a enraizarse –Cáncer- en nuevas e inesperadas coordenadas de espacio-tiempo para proseguir su camino evolutivo por la Tierra.




Queríamos hablar con su autor y hacerle algunas preguntas de indudable interés que tal vez nos puedan revelar, o activar internamente una chispa nueva, para comprender nuestra realidad actual interna, incluso externa. La Luna Llena activa el Eje Acuario-Leo, signos de la Cruz Fija, que es la Cruz del alma.






(1) Ekkirala Krishnamacharya: Meditaciones de Luna Llena.

domingo, 23 de julio de 2017

Luna Nueva julio - Elementos




En esta carta del Novilunio (en el gráfico se encuentra con domificación Placidus) apreciamos un énfasis en los signos de Fuego: 4 planetas en Leo (¡felicidades a todos los nativos nacidos bajo este signo!), y la figura del "gran trígono", "trígono azul", figura geométrica formada por Mercurio en Leo, Urano en Aries y Saturno (retrógrado) en Sagitario. En total 6 planetas activando esta energía, un gran exceso en todo caso para las almas que encarnan hoy. Los demás elementos: en Agua (Piscis), sólo Neptuno; en Tierra, sólo Plutón en Capricornio. Consideramos asimismo importantes estos dos planetas y estos dos signos y sus casas respectivas en la carta de un niño o niña que nazcan hoy. Nos está aportando mucha información acerca de su carácter, temperamento, cualidades, dones, retos y destino. En el elemento Aire tenemos a Venus en Géminis y a Júpiter en Libra.



"La luz del alma es la que proporciona la verdadera autoconciencia y la elevada sensibilidad. Éste es un reconocimiento importante y su relación con el signo Leo es clara. El real signo del corazón nos permite ser conscientes de la vida superior en nuestro interior: una vida a la que podemos consagrarnos, llenos de confianza y veneración. La luz del alma nos confiere la capacidad de percibir la vida interior o el ser interior con todos los sentidos, de crearle un espacio dentro de nosotros y de dejarla hacer (y seguirla). Louise Huber



Es una carta astral en la que los planetas están interconectados, existe una comunicación entre unos y otros, ninguno queda aislado en un signo.

Como nuestra propia existencia, todos estamos interconectados, sino directamente, a través de otros miembros. Ninguno puede sentir felicidad aislado en una "cámara" de egoísmo, todo gozo se multiplica cuando lo compartimos, y toda dificultad es menos gravosa cuando colaboramos.

Unos días para meditar en el elemento fuego y en el signo de Leo, esta energía nos permite mucha transformación, interna y -por tanto- externa. Pero, como siempre, hemos de vivirla con mesura y templanza, sin llevarla al extremo, sin manifestarla exageradamente para mantenernos en equilibrio.

Para trabajar apropiadamente en la materia, necesitamos esta energía inspiradora espiritual del Fuego. Estamos en el momento de máximo esplendor de la estación del verano.

Pero hay un "fuego" que se manifiesta en la materia sin infringir daño en la materia:


"Y se le apareció el Angel de Jehová en una llama de fuego en medio de una zarza;
y él miró,
y vio que la zarza ardía en fuego,
y la zarza no se consumía." Exodo 3:2


Estos días que nos sumergen en la energía del corazón hemos de emprender y actuar pidiendo inspiración para activar todo el potencial que traemos de transformación, creando nueva realidad desde nuestra verdadera esencia.






Aprender a ser nosotros mismos nos lleva a indagar "quién soy", aquí los conocimientos de la Astrología como herramienta de autoconocimiento están a nuestro servicio. Desde este conocimiento puedo desarrollar mi vocación y realización de mi misión.



"Vive el tiempo de tu vida, ¡vívele!, ese tiempo maravilloso,
sin añadir miseria y tristeza al universo,
sino sonrisas a su misterio y a su infinito encanto." W. Saroyan


Para inspirarnos tenemos una película de cine clásico, muy peculiar, protagonizada por el actor James Cagney. Para verla hemos de cambiar de ritmo, entrar en otro "espacio-tiempo". ¡Ah! ¡Pero no falta humor incluso en las situaciones más intensas e importantes! Todo ocurre con sencillez, de una manera natural, con mucho cariño. Ante todo hay un respeto por la realidad, la vida y los sueños de cada alma, sin importar su situación, su pasado, sino su realidad invisible.




James Cagney nació un 17 de julio (de 1899, en Nueva York). En 1948 se estrenó una película producida por su hermano, William Cagney (William Cagney Productions), en la que interviene además como actriz su hermana, Jeanne Cagney, basada en una obra de teatro de William Saroyan (nacido bajo el signo de Virgo), publicada en 1939: “The time of your life”, “El tiempo de tu vida”, en francés con un título muy acertado “Le Bar aux illusions”. James Cagney, nacido bajo el signo de Cáncer, interpreta al personaje principal, a Joe, el cliente más importante del bar, y la historia tiene lugar en el bar de Nick (personaje interpretado por William Bendix, nacido bajo el signo de Capricornio), situado en San Francisco, cerca del embarcadero. Un lugar donde es muy importante "ser uno mismo", y tanto Nick como Joe, con su paciencia y bondad, serán facilitadores del desarrollo de los talentos de los clientes que entran en esta atmósfera especial, son agentes de transformación.




jueves, 20 de julio de 2017

Vínculos profesionales - Robert Redford, Jane Fonda y Neil Simon


Bajo el signo de Virgo, el día 1 de septiembre, pero bajo la energía de VENUS, es un viernes, recibirán el premio León de Oro los actores Robert Redford y Jane Fonda en honor a su trayectoria profesional.


Hay algunas curiosidades en torno a esta noticia y sus personajes, comentaré algunas a continuación.



Robert Redford nace bajo el signo de Leo, le dan el premio León de Oro en la ciudad de Venecia cuyo símbolo es el León de San Marcos.



Jane Fonda y él protagonizaron dos excelentes películas que no podemos dejar de ver y disfrutar:


Hace ya 50 años estuvieron juntos en Descalzos por el parque (1967) y más de diez años después en El jinete eléctrico.






El autor de Descalzos por el parque es Neil Simon, nacido un 4 de julio, bajo el signo de CÁNCER. Su Sol está en conjunción con Plutón y en cuadratura con Júpiter y con Urano, que siempre llevan a situaciones límite y de cambio en busca de lo esencial, una energía de renovación, de pasión, de intensidad, de exceso, en cuyas experiencias no faltan las situaciones exageradas, excéntricas, aunque también divertidas y alegres. Neil Simon escribió también La extraña pareja, protagonizada por Jack Lemmon y Walter Mattau. Ambas películas giran en torno a un tema muy LUNAR, porque la Luna gobierna al signo de Cáncer: la casa, el hogar, la vivienda, las emociones. En ambas películas se explora el mundo interior y, de alguna manera, los anhelos y complejos del niños interior.
En descalzos por el parque el centro es el peculiar apartamento donde va a vivir la pareja de recién casados. Y en La extraña pareja todo ocurre en el apartamento que comparten dos buenos amigos. En ambas películas todo llega a tal extremo que parece que podrían interrumpirse las relaciones de los protagonistas principales para siempre, pero siempre surgen posibilidades para la regeneración y la madurez.




Robert Redford nace con el Sol en signo de Fuego, no presenta planetas en signos de Aire (un pequeño síntoma puede ser su falta de afición por participar en fiestas y preferir vivir en espacios naturales y amplios). La Luna está en el signo de Tierra de Virgo en conjunción con su regente, Mercurio, además de con Venus y con Neptuno. Jane Fonda tiene la Luna en Fuego –Leo-, su Sol aún en Sagitario –en Fuego también, y Marte saliendo de Acuario (Aire). Pero veremos su sinastría en otra ocasión, porque habrá que encontrar qué es lo verdaderamente importante para mantener unida a una pareja joven que comienza a convivir, qué recursos y qué búsqueda hay que hacer cuando pasa lo divertido, la pasión, cuando llega el día a día, la vida cotidiana, lo práctico, los inconvenientes, las frustraciones y se confronta al romance.


¡Escuchen, vean, disfruten, mediten!





miércoles, 12 de julio de 2017

Entender lo que aporta la Astrología – La originalidad de Walt Disney



Descubrir la vocación, el Camino de Vida, la misión, dónde, cuándo, cómo.


Vamos a tomar, brevemente, la Carta Astral de Walt Disney, considerando su profesión, su vocación, su misión principal.




Observamos una única oposición entre los planetas Sol/Urano (en conjunción) y Plutón, en el eje del pensamiento, signos Sagitario y Géminis respectivamente. El Sol está en Sagitario, es un “visionario”, y con Urano que nos indica algo original, el Sol, “yo mental”, trae este potencial, trae para desarrollar algo único, que no existe todavía, es algo diferente, innovador. El eje del pensamiento nos indica esta fuerza mental, esta tensión que surge de la oposición llevada a su expresión positiva, a la creatividad, a inventar algo nuevo para comunicarlo y transmitirlo al mundo. ¿Qué aporta Walt Disney? Él va a elevar el dibujo animado cinematográfico a la categoría de arte y lo equipara en calidad a los largometrajes con personajes reales.


Vemos sus Nodos lunares, el Sur de Tauro, está acostumbrado a trabajar con la sustancia, con lo físico, él va a traer al plano físico a través de los dibujos una realidad intangible, la idea, el pensamiento, la imaginación (Luna), pero transformada, su Nodo Norte está en Escorpio, en la Casa II, de la materia, de lo físico, lo real y tangible. La Luna está en el signo del arte de Libra, de Aire, Venus en sextil con Mercurio, se conecta el regente de la Luna (y del Nodo Sur) con el del Ascendente y el Medio Cielo.


Mercurio es muy importante en su Carta astral, viene de su Casa X y se sitúa en la Casa III. De hecho, algo que gobierna este planeta es el comercio, da facilidad para vender, para ofrecer un producto, como hace un comercial, tiene que ver con los principios de W.Disney y sus primeros trabajos: distribuye periódicos, cartero, vende caramelos en los trenes de vapor.

Walt Disney dulcifica la realidad, en general. Vemos el sextil del Sol con la Luna, su capacidad de imaginación, su conexión con el mundo de la infancia, de la fantasía, Venus está en la Casa V, Neptuno en la Casa X, la de la vocación, muy cerca ya Plutón, regente de su Nodo Sur. Si vemos este signo Escorpio donde se sitúa el Nodo Norte, y su regente en Géminis, podemos vincularlo perfectamente a su capacidad de transformación con el personaje del conejo Oswald, que se convierte en Mortimer Mouse y, más tarde, en Mickey Mouse.






Eso sí, sus dibujos basados en modelos humanos están muy bien hechos, tiene un Ascendente Virgo, Saturno está implicado con su Sol, con la Luna, con el regente de su Sol –Júpiter- y con el Nodo Norte.


Historias para ver y disfrutar en familia, el regente del Sol está en Casa IV con Saturno, que viene de V (niños, hijos, creatividad, ocio).


¡Cuántas cosas podríamos seguir diciendo al contemplar su carta astral y su historia! Pero será para otra ocasión...

martes, 11 de julio de 2017

El amor es más fuerte que la muerte – One way passage (Viaje de ida)


Ponme como sello sobre tu corazón, como sello sobre tu brazo,
porque fuerte como la muerte es el amor. Llévame grabada en tu corazón,
¡llévame grabada en tu brazo!. El amor es inquebrantable como la muerte;
la pasión, inflexible como el sepulcro.
¡El fuego ardiente del amor es una llama divina!.
(Cant. 8,6)



En 1932 se estrenó una película cuyos actores principales presentan en su carta astral a Venus en un signo de Agua, una película de apenas 70 minutos que tras 85 años se puede ver en nuestros tiempos y disfrutar plenamente con ella, al menos los espíritus románticos. Se trata de One Way Passage (Viaje de ida), protagonizada por la actriz Kay Francis y por el actor William Powell, está será su sexta y última película juntos.




Kay Francis presenta en su carta astral a Venus en el romántico signo de Piscis en trígono con Neptuno, su personaje es una mujer (Joan) que está gravemente enferma y debe observar estrictamente los consejos que le da su médico si quiere llegar con vida a un hospital. El Sol está en Capricornio en cuadratura a Marte y a Júpiter/Luna (conjunción); también la Luna y Júpiter están en contacto con Plutón, inclinando a llevar todo al extremo en busca de la esencia, de lo absoluto, de la redención, del renacimiento. Poca importancia puede tener el tiempo si no se puede vivir intensamente el amor. Viaja a bordo de un barco (el mar es un elemento neptuniano) hasta San Francisco donde será ingresada en el hospital. William Powell, con Venus en el signo de Cáncer, Sol en Leo, la Luna en Libra en cuadratura con Venus y en trígono con Neptuno/Plutón (conjunción) interpreta el papel de un hombre (Dan) acusado de asesinato y condenado a muerte.



Los personajes se conocen “casualmente” en un bar, copa en mano, otro elemento neptuniano, y se volverán a reencontrar a bordo del transatlántico para prometerse a lo largo de las aguas que recorren amor eterno. Ambos tienen la oportunidad de “escapar” a la muerte física, ella siguiendo cautelosamente una vida de retiro, inmovilidad, sosiego, y él tendrá ayudas de sobra para poder fugarse y quedar libre, pero la llamada del sublime amor les ofrece a sus vidas eternas otras posibilidades de libertad y alegría.


¡Un brindis por el amor!: Hello Dan!, Hello Joan!








jueves, 6 de julio de 2017

Luna Llena 9 de julio 2017

Seguimos evolucionando en la ilusión de la dualidad





Dinámicos (Marte) pero emotivos (Luna), emprendedores (Marte) pero sensibles (Cáncer), afirmativos (Marte) pero flexibles (Cáncer-Agua).
Intensos (Plutón) pero sosegados (Capricornio-Tierra), apasionados (Plutón) pero moderados (Capricornio), directos a lo esencial con madurez (Plutón en Capricornio), conectando con el niño interior espontáneo (Luna) pero moderando desde nuestra experiencia y con sobriedad (Capricornio). Estas son algunas de las claves para la celebración de la Luna Llena, este domingo 9 de julio, plenilunio: Luna en Capricornio oposición Sol en Cáncer, dos signos de la Cruz Cardinal.



Recordamos el ciclo en el que estamos, el 24 de junio celebramos el novilunio en Cáncer (conjunción Mercurio), ofreciéndosenos unas semanas para aprender a comunicar, a relacionarnos desde el arquetipo de la “Madre interior”, y ocasiones no nos han faltado desde entonces, ni tampoco retos para buscar desarrollarlo y encontrar información al respecto, atreviéndonos también a actuar desde la intuición para disfrutar de las oportunidades: cuidar, proteger, nutrir como valores importantes para incluir en nuestra vida cotidiana.


Aprovechemos este mes de julio para prepararnos interiormente a la recepción de las energías del mes de agosto, estamos asentando todos los cambios energéticos que supusieron las variaciones de ritmo en junio de Júpiter (D) y Neptuno (R), a cada uno de nosotros le activaron diferentes sectores, campos de experiencia, según su carta astral.




En agosto habrá eclipse parcial de Luna en Acuario en la primera quincena, y en la segunda quincena eclipse total de Sol en Leo, ambos signos pertenecientes a la Cruz Fija. Además, Mercurio se pondrá Retrógrado, Saturno Directo y Urano Retrógrado. Tenemos muchas oportunidades por delante, respecto a los eclipses ya han empezado a movilizarnos, muchos lo estamos sintiendo así: los imprevistos, experiencias en relación a la electricidad, aparatos electrónicos, amor y afecto, autoestima y autoaceptación, creatividad, ideales transpersonales, grupos humanistas, amistades. Los grandes principios que nos inspiran desde la energía de amar sabiendo que somos “Uno” parecen hallar dificultad para encajar en un desierto donde todo tiende a ser práctico y utilitario en la fisicidad que experimentamos desde la envoltura de nuestro cuerpo físico. Una vez más, hemos de saber conjugar nuestra inteligencia pragmática con la la “visión” elevada, nuestro saber estar y planificar aquí en la Tierra con la inspiración que nos viene del Alma y las ayudas de nuestros maestros y guías espirituales.




miércoles, 21 de junio de 2017

Neptuno en el trabajo con la mente y las emociones

Neptuno cambió de ritmo (el día 16) este mes entrando la Luna en su fase menguante (el día 17): ahora retrógrado a 14º de Piscis. Esta fase de la Luna corresponde al de crecimiento de consciencia, comprensión, de acuerdo a proyectos que iniciamos durante el momento de la fase de Luna Nueva (hace unas semanas en el signo de Géminis, 25 de mayo).






En ese momento del cambio de ritmo de Neptuno la Luna está en conjunción con él, así que nos anuncia que durante los próximos meses vamos a trabajar intensamente con nuestras emociones y sentimientos.Venus (en Tauro-Tierra) sextil, Mercurio (en Géminis-Aire) cuadratura, Marte (en Cáncer-Agua) trígono, Plutón (en Capricornio-Tierra) sextil y Júpiter (en Libra-Aire) quincuncio. Cada uno de estos signos recibe la energía de Neptuno, desde hace ya unos días de manera más intensa, y durante las semanas que seguirán (hasta finales de noviembre).
Destaco como trabajo importante durante los próximos meses, y se va a notar desde este cambio de manera intensa, todo lo relativo a nuestras emociones, sentimientos, la familia, y la mente, nuestras ideas y pensamientos. Con Neptuno necesitaremos decidirnos por estar en la serenidad emocional a pesar de las tormentas, imprescindible para poder ver, decidir, pensar desde la sabiduría que ya hemos alcanzado cada uno, desde la madurez actual, con todos nuestros recursos, aunque tengamos todos los apoyos que ya nos merecemos.


¿Qué significado tiene en nuestras vidas? ¿Cómo podemos sentir, aprovechar, vivir esta energía de Neptuno?:

- Podemos dar un paso más en la sanación del niño interior. Cada uno ha de meditar en la posición y aspectos de su Luna en la carta astral.

- Trabajar conscientemente en la liberación interior de sufrimiento, soltar al arquetipo de víctima y/o verdugo, y activar las propias capacidades para sanar.

- Hacer a la soledad una aliada para entrar en nuestro interior y hablar con nuestra alma.

Pero todo ello tiene sentido no sólo para estar uno bien, como centro de la película, sino con la intención y el propósito de que al dar un paso más en la propia liberación, sanación, comprensión, iluminación, estamos contribuyendo al bien, felicidad y bienestar de otras personas de nuestro entorno, contribuimos al bien de la humanidad, de todos los seres sintientes.

Nuestros viajes tampoco serán por mero placer efímero, para distraernos, para vivir emociones.
Ahora es momento de descubrir nuestra capacidad de canalizar, operar con la energía, estando al servicio del bien común el potencial se doblará.


La motivación que tenemos en nuestros encuentros es importante. Hemos de desarrollar nuestra sensibilidad, la que nos conecta con algo más grande que nosotros mismos.






También podemos tener ideas nuevas para nuestros planes vocacionales, para transmitir de manera más inspirada, para aprender nuevas técnicas con las que trabajar el equilibrio energético, la evolución espiritual, la sanación psico emocional. Llegará información, formación, libros, música, maestros, compañeros en sintonía con nuestro propósitos del alma, todo aquello que necesitamos para seguir avanzando, aprendiendo, creciendo.

Entonces, se presentan unas semanas –hasta finales de noviembre- para ir con todo esto poco a poco, sin prisas, degustando lo que aprendemos, practicándolo, siendo perseverantes, venciendo la pereza, la inercia, saliendo de una postura o arquetipo interior de “abandono”.


También es buen momento para liberarse de adicciones, ya sea a personas, sustancias, hábitos que nos destruyen, lo que pueda favorecer que estemos “dormidos”, lo que nos “disuelve” podemos “sacarlo” de nuestra vida.

Es tiempo para despertar al sanador interior, al médico interior, al maestro espiritual interior, lo cual no quiere decir que nos alejemos de contactos con personas que van a enriquecernos también con su experiencia y conocimientos, pero la invitación es a hacerlo desde la independencia, la autonomía, despiertos, lúcidos.


Neptuno es una energía interior que nos acompaña en nuestra evolución de múltiples maneras, sobre todo si influye ya sea a las luminarias (Sol y Luna), o bien a alguno de nuestros planetas personales (Mercurio, Venus, Marte).


¿Cómo se siente a Neptuno en la carta astral o en las progresiones y/o tránsitos?.


En cada uno de nosotros será diferente, pero podemos sentir su presencia porque impregna diferentes áreas de nuestra vida. Por ejemplo:


- Se puede manifestar en nuestra forma de tratar con la energía del dinero: ¿es el dinero un medio para contribuir con nuestros dones en el bien común?.

- De relacionarnos: ¿contribuyo con  mi entorno para construir y mejorar las estructuras existentes?.

- ¿En qué tipo de relación de pareja, y/o asociación estoy involucrado?. ¿Tenemos un proyecto común altruista?.

- ¿Me abro a descubrir, experimentar, sentir otras técnicas para mejorar mi salud?.

- En las relaciones con los hijos, en este campo de experiencia tal vez no hemos experimentado con nuestro “chamán” interior, como arquetipo neptuniano podemos ayudar de manera sutil en la evolución de nuestros hijos.
También son hijos nuestros las obras que creamos. La influencia de Neptuno orientada evolutivamente sería idónea para despertar nuestra capacidad de fantasía e inventar historias, para un escritor, un poeta, un artista. Pero también para un profesor, un guía de viajes, un arquitecto, un marinero.


Neptuno inspira nuestros sueños e ideales, pero también nos puede atrapar en fantasías, nos puede llevar a vivir en el plano “fantástico”, en un mundo irreal que sólo nosotros vemos, sentimos, pensamos. El problema es introducirse en él a ciegas, y si Saturno no ayuda, perder arraigo, estabilidad, fuerza para estar en el presente en la realidad cotidiana. Bajo este influjo siempre necesitaremos recurrir a técnicas adecuadas para volver al presente, permitir que nos asesoren, activar el discernimiento.


Se siente su influencia porque nos suelen afectar las corrientes del inconsciente colectivo, por eso hemos de estar muy atentos a las conversaciones que sostenemos, a aquello que nos cuentan, qué resonancia emocional causa en nosotros, y cómo podemos contribuir con una alta vibración a través de nuestra palabra o pensamiento a subir el nivel vibratorio en nuestro entorno. A veces habremos de saber retirarnos, o cortar una conversación para retirarnos a tiempo si no tenemos fuerza en ese momento para transmutar. El arquetipo de “vigilante” interno ha de estar activo porque habremos de desechar, tal vez neutralizar, pensamientos, palabras con propósito de inducir miedo, desánimo, pesimismo, sentimientos de derrota, confusión, tristeza. Todo esto es una tendencia involutiva neptuniana.


Neptuno está muy vinculado a las artes, por eso ahora la música, los cantos que escuchemos, el cine que veamos, las exposiciones de pintura a las que vayamos, las obras de teatro que escojamos, los bailes, todo lo que tenga que ver con las artes ha de ser seleccionado con cuidado para que contribuya a sanar y a conectarnos con las energías de sabiduría y amor. Y lo mismo si somos nosotros los creadores, estamos trabajando con el rayo del Amor-Sabiduría.


Cuando Neptuno influencia al Sol o a la Luna natales, hay una facilidad para sentir ciertos acontecimientos intensos que afectan a una parte de la humanidad en algún lugar del planeta, son esas sensaciones y emociones que no corresponden exactamente a nuestra vida particular por las circunstancias actuales. El alma siente esa llamada a participar acompañando a otras almas que necesitan apoyo en momentos críticos, ya sea con oración, con sanación, con meditación, o incluso con participación activa involucrándonos no por nuestro propio interés y satisfacción sino para ayudar a la humanidad, y en estos proyectos somos portadores de una energía superior más allá de nuestras propias fuerzas y capacidades.



También es Neptuno quién nos sumerge en el mundo invisible, nos permite el contacto con los fenómenos psíquicos, la visión mística, el éxtasis, el espiritismo. Aquí hemos de tener aún más precaución y sabiduría y permitirnos ser acompañados por personas expertas y con buena preparación y experiencias positivas, almas “viejas”, almas nobles, almas bondadosas, almas sabias.

Sobre todo, Neptuno es una energía que nos inspira para vivir desde el romanticismo ideal y, si utilizamos el apoyo de Saturno, poder crear una realidad desde la energía del amor y la sabiduría, de la compasión fraterna.



Ahora vamos a ver cómo Neptuno está vinculando con 5 personas que están unidas de una manera muy especial, utilizo para este propósito el campo de las artes.

Empiezo por la escritora Han Su-yin, autora de una novela que fue llevada a la pantalla, “La colina del adiós”, y que nació con el Sol en Virgo, a 18º, en quincuncio con Urano; la Luna en conjunción con Neptuno, no sabemos su hora de nacimiento, con lo cual podría estar a finales del signo de Cáncer o a principios del signo de Leo (donde está Neptuno, en el grado 6, estando Saturno en el grado 9 de este signo). Mercurio está en sextil con Neptuno, y también en cuadratura con Plutón; Marte está en cuadratura aún con Venus. La novela a la que me refiero se titulada en francés “Multiple splendeur”, y la película “La colline de l’adieu”; la novela en inglés: “A Many-Splendored Thing“ y la película: “Love is a many-splendored thing”, interpretada por William Holden (interpretando el papel de corresponsal) y Jennifer Jones (interpretando el papel de una doctora).


En la película podremos contemplar imágenes de la bahía de Hong Kong en 1955 desde lo alto de la “colina” protagonista, vamos subiendo al cielo, siendo estrella principal la mar –vinculada a Neptuno. También en la colina habrá tan sólo un árbol, cuyo tronco se bifurca en dos, y siendo el árbol un símbolo que vincula las fuerzas de la tierra –humanidad- con las del cielo –amor. ¡“El amor es algo muy esplendoroso”!

Por supuesto, el mundo de las sincronías, la banda sonora está a cargo de un Piscis, Alfred Newman, nacido un 17 de marzo, con el Sol en cuadratura con Neptuno, y Marte en sextil al mismo.








Veamos la carta astral de los dos actores principales.


Astrológicamente, Jennifer Jones presenta Sol, Luna, Mercurio y Marte en Piscis, Venus trígono con Neptuno.

En la carta astral de Willian Holden, observamos al Sol en Aries en cuadratura con Neptuno, y Mercurio en cuadratura también con Neptuno.


Por otra parte, el verso que cita Mark, personaje interpretado por William Holden, es de Francis Thompson (The Kingdom of God), nacido bajo el signo de Sagitario, un signo cuya energía activa el espíritu visionario. F. Thonson fue cirujano, sacerdote y soldado. Astrológicamente, su Sol y Mercurio están en cuadratura con Neptuno.

jueves, 15 de junio de 2017

La paz mental y emocional





El Sol desde Géminis (24º) alcanza el trígono con Saturno (24º de Sagitario). Ambos están en contacto con Urano, el primero en sextil y el segundo en trígono, formando un triángulo los tres, en el vértice azul está Urano, la oposición es entre los dos signos mutables. Una vez más hemos de salir de la dualidad en la que evolucionamos, tenemos la capacidad de disolver el dolor que nos causamos a nosotros mismos, podemos.


Júpiter avanza en Libra y desde este signo nos invita a la SERENIDAD mental y emocional. Para ello habremos de trabajar con lo que nos perturba, disolverlos deseos y los apegos insanos.


Saturno siempre nos invita a alcanzar mayor Sabiduría, favorece nuestros procesos para alcanzar mayor madurez y solidez, nos conduce a las vías del conocimiento para disolver la ignorancia, causa de nuestro dolor.


Muchas veces asociamos a Saturno con la frustración, son los retrasos para alcanzar aquello que queremos, lo que se paraliza y no nos permite avanzar en la dirección que nos hemos propuesto. Saturno como energía interior involutiva activa la "mente negativa" y sus miedos y complejos, es una posición de dualidad, de estrés, de dolor. Pero podemos elegir cómo vivir la energía de Saturno. Y a Urano le asociamos con las interrupciones y pérdidas repentinas, y esto nos causa sufrimiento debido al apego.


"El apego puede ser definido como una identificación emocional obsesiva con una parte determinada de la realidad, en concreto, con esa a la que se la ha llamado "yo" (y lo mío, frente al "tu", lo "tuyo" = dualidad). El deseo, la avidez, la ambición desmesurada, el ansia, la ansiedad, forman parte de esa familia" (Dokushô Villalba, nacido bajo el signo de Escorpio).


Mañana 16 Neptuno estará retrógrado y ya sentimos su influjo, por eso podemos aprovechar para trabajar aún más la energía de la compasión, mediante la que disolvemos otra de nuestras causas de sufrimiento, la cólera y el odio. Así vemos que podemos salir de la energía de la dualidad que nos estira y crea una tensión tan fuerte en nuestras mentes, y que genera entonces una serie de emociones y sentimientos, todo el cuerpo se pone a funcionar con su sistema glandular acorde a los pensamientos que concedemos poder.


Vamos a aprovechar esta relación armónica entre Saturno (retrógrado) y Urano (en Aries) para impulsar cambios en nuestro interior, y desde dentro es posible la transformación y un mayor bienestar duradero, estable, sólido. Libra invita a una actitud neutra, de ecuanimidad. ¡Preparándonos!

miércoles, 7 de junio de 2017

Marte: Acción y mucho más


Ya tenemos al planeta Marte a 2º del signo de Cáncer, las personas con el Sol (y algún planeta más en este signo) ya lo están notando desde hace incluso unos días, pongamos desde últimos de mayo, me refiero a los del primer decanato. También lo notarán Capricornio, Aries y Libra. ¿Pero cómo y qué aporta la energía de Marte?.


Lo importante será mirar la Casa natal que transita, porque hay vamos a poner nuestra atención y nuestro impulso. Marte es un principio masculino y nos induce, y sirve, para que pasemos a la acción. Su energía provoca interiormente tensión y en diferentes niveles nos puede inducir a obrar con impaciencia y precipitación, en extremo acabaremos con desgaste, y ello nos puede hacer sentir irritados. Tendremos que reconocer nuestra pauta interior, ser dueños de nosotros mismos. Por supuesto podemos aprovechar esta energía para actuar con mayor valor y coraje, pero no intentemos que los demás sigan nuestro ritmo, evitemos imponer.

Cuando esta energía queda inhibida, tanto como si es llevada a la exageración, son los extremos, podemos ser afectados por problemas de salud, asociados a este planeta: irritaciones internas, o de la piel, fiebre (calor), inflamación, el cuerpo nos avisará si no hemos estado conscientes y centrados.

Cáncer es una energía que se interesa por muchas cosas, es curioso, le interesa la familia (se puede extender más allá del hogar), tiende a ser conservador (en un principio al menos), es emocional, hipersensible, aunque no esperemos que estos rasgos los muestre a cualquiera, ni mucho menos, o aprenderá a hacerlo. Este signo está en relación con la fantasía, es receptivo, es energía yin, es una energía de agua, por lo que se pueden tener intuiciones bajo su influencia, posiblemente visiones. La energía del agua esotéricamente nos predispone al éxtasis y al misticismo.

Así pues, con Marte transitando Cáncer algunas personas pueden sentirse más exaltadas emocionalmente, desbordadas, aquellas personas nacidas con un contacto Luna-Marte tienen experiencia en todo esto que estamos tratando. Ahora es una buena ocasión para hacer un trabajo a este respecto de liberación, de sanación, de orden nuevo, reconocer qué ocurre y qué se puede hacer, como utilizar de manera diferente la energía propia en todos sus aspectos y expresiones.

Porque Marte, decía Dane Rudhyar  “moviliza a nivel biológico, psicológico, emocional y nuestra energía mental, desea liberar energía, con el fin de realizar algo en una nueva situación, o para huir de ella. La reacción dependerá del temperamento biológico del organismo, pero por el carácter del yo - es decir, de la seguridad del factor (Saturno) y la capacidad de adaptación al cambio todos los días (la Luna).”






Así vemos que en cada persona va a haber innumerables variaciones, dependiendo de factores diversos, incluido el grado o nivel de conciencia, del punto donde se encuentra uno ahora. Pero en todo caso, “es muy prometedor para el Cáncer que se atreve a vivir en el límite de dos mundos: el océano y la tierra, las regiones del sentimiento y de la razón, respectivamente. Si Cáncer puede poner ambas cosas en equilibrio, no habrá profundizado en vano en su origen astrológico.” (Hein Steehouwer).

Conocer es tener mayor oportunidad para actuar con libertad, amor y sabiduría.

martes, 6 de junio de 2017

Venus en Tauro


Venus entra en el signo de Tierra de Tauro. ¿Qué tienes en este signo en tu carta astral?. Tal vez el Sol, tal vez uno de los nodos, algún planeta personal (Mercurio, el propio Venus, Marte, es tu Ascendente...). Venus pasa por uno de los signos que rige y que nos invita a reconectarnos físicamente a la realidad, a la del propio cuerpo, a la del entorno, en nuestra relaciones.
Es tiempo para parar, serenar, sentir. Es una oportunidad para atraer y permitir expresar en nosotros las semillas de la benevolencia.

Aquella casa, aquel planeta o punto de la carta astral que está influenciado por esta energía podemos integrarla ahora de manera consciente y con mayor armonía, porque seguro que nos trae alguna facilidad, y no porque llegue y sea algo obligado, sino porque va a ser algo que sintamos interiormente. Es una llamada a la ARMONÍA, en su expresión más evolucionada y de alta vibración.

Pero también Venus en Tauro está vinculado al quinto rayo, al del conocimiento concreto, al de la ciencia. Por eso es importante mirar la carta astral y aprovechar este pasaje. Cuando podemos trabajar esta energía desde una mente disciplinada, mediante el amor Venus se transmuta en sabiduría.

¿Cuál es la misión de Venus?: unir aquello que estaba separado, pero sin obligación, sin que suponga un aprisionamiento, sin que resulte asfixiante. Es la unión de mente y de corazón. Amor sabiduría, hermandad, relaciones fraternales. Favorece salir de de la dualidad, del pensamiento dual mediante una tercera vía que nos va a inspirar, la unidad.

Porque Tauro está llamado a vencer el deseo, causa de sufrimiento, como todo apego que parte del insaciable ego, el deseo ha de transformarse en amor, y el camino es la sabiduría, los resultados son unas costumbres y actos en los que el refinamiento es una característica esencial, es la expresión de la belleza, de la tolerancia, de la simpatía, de la devoción.

Aprovechemos esta energía tranquila y serena de Tauro para cultivar, para aprender e investigar cómo conseguir vivir con mayor serenidad como fuerza motora que nos hace más estables y fuertes. Aprovechemos para desarrollar todo nuestro potencial creativo.


Vamos a ayudar a la energía del Sol en Géminis, que siempre nos tienta para dispersarnos, que puede generar cierto estrés mental, que está en relación con el sistema nervioso. Vamos a darnos un tiempo para madurar, para aprender a conseguir estados de calma, vencer la ansiedad, el pánico, porque nos hace sufrir, y es posible cambiar.

La esencia de la meditación, serenar la mente:







domingo, 4 de junio de 2017

La "atención" plena

Vamos a aprovechar el trígono que se forma entre el Sol, desde Géminis, y Júpiter (ambos en el grado 13) y a aprender a orientar adecuadamente la energía formada por la cuadratura entre el Sol y Neptuno (en Piscis -quincuncio entre Júpiter y Neptuno).



J. Krishnamurti, que nació con el Sol en el signo de Tauro, pudo conectar con esta energía que nos impele a vivir con plenitud nuestros sentidos. Dice la Biblia (Nuevo Testamento) que somos Templos del Espíritu Santo (hoy se celebra la gran fiesta de Pentecostés), y con este cuerpo "sagrado" y sus sentidos experimentados múltiples sensaciones cada día, pero no solemos poner la atención necesaria para recibir incluso los mensajes más sutiles. Por ello, Krishnamurti hace reflexiones acerca de la "atención", y él debió dedicar tiempo a aprender la atención consciente porque tiene una conjunción de Sol con el inquieto Mercurio (que rige a Géminis y a Virgo), con una Luna aislada en signo de Fuego -en Sagitario- es un buscador de la verdad, de una filosofía (práctica por su Sol) que nos vaya haciendo más receptivos al Universo y sus mensajes, pero con 4 planetas en Agua desde la función de sentir, desde la empatía, conectados con nuestros sentimientos y emociones.





El sentir nos lleva a la comunión (Neptuno) con la Tierra, con la naturaleza, con el Todo, con la verdad, nos lleva a sentir en el silencio.



"Siempre estamos mirando o sintiendo con una parte de los sentidos. uno escucha alguna música, pero jamás la escucha realmente. Jamás estamos atentos a nada con la totalidad de nuestros sentidos. Cuando uno mira una montaña, debido a su majestuosidad, los sentidos de uno operan totalmente y, por ello, uno se olvida de sí mismo. Cuando uno mira el movimiento del mar, o el cielo con la luna naciente, cuando uno está íntegramente atento con la totalidad de sus sentidos, esa es la atención completa, en que no hay un centro. Lo cual implica que la atención es el silencio total del cerebro, en el que ya no hay parloteo sino una completa quietud, un silencio absoluto de la mente y el cerebro." (J. Krishnamurti)

jueves, 1 de junio de 2017

Júpiter y nuestro propósito en la vida


Empieza el mes de junio y destaco la importancia de Júpiter, el planeta más grande del sistema solar, y de Neptuno, por cambio de dirección. Empecemos primero con Júpiter, vamos a abordarlo en esta publicación.
Júpiter está en relación con la inclinación a la exploración, a estudiar profundamente aquellos temas que nos interesan (filosofía, religión, leyes, cultura), ampliar nuestro conocimiento porque nos conduce a la plenitud, a la realización social e interior.






Estamos en unos días muy importantes para comprendernos mejor a nosotros mismos, a los demás, el funcionamiento del Universo, de la Vida, pero hemos de estar pendientes de nuestro interior para que nada exagerado, menos la euforia emotiva o mental, pueda distorsionar nuestra visión clara de las realidades internas y externas. Cuando no vivimos conscientemente a Júpiter y tomamos demasiado, ya sea comida, información, placeres, objetos, poder, emociones, acabamos con indigestión, por ello con malestar.

Júpiter es esta energía interna que nos impele a la extroversión, al intercambio, a la vida social, al encuentro, aunque cobra matices diversos según su posición y estado en cada carta astral. Como decía Dane Rudhyar: “Júpiter es símbolo de salud y salud mental de integración interior y vida próspera. Hace la vida completa y equilibra la tendencia sobre-individualista y aislante del ego y su instrumento: la mente analítica.”

Pero también tenemos desafíos con Júpiter, y con esta energía activando en nuestra carta astral a algunos de nuestros planetas personales podemos pasar por crisis de transformación si aún no hemos encontrado el sentido a nuestra vida: “el principal síntoma es la sensación de frustración por no poder disfrutar de la vida.” (Bruno y Louise Huber).





El próximo día 9 de junio, viernes, el planeta Júpiter se pone Directo (a 13º de Libra por tránsito, aunque recorre la constelación de Virgo). Y hoy jueves, día asociado a este planeta, es oportuno que nos adentremos en esta energía y cómo utilizarla conscientemente, con amor y sabiduría. También este día hay Luna Llena (Sol en Géminis, Luna en Sagitario, mitad del ciclo lunar).






También este día los budistas celebrarán el nacimiento, iluminación y el paso al Paranirvana de Buda Shakyamuni (Gautama Siddhartha).
Para los cristianos, este año será la semana posterior a la celebración de Pentecostés (Hch 2, 1-11; Jn 20, 19-23; Jn 14, 15-16. 23-26), el domingo 4 de junio.

¿Qué nos viene a enseñar este planeta llamado “benéfico”? Situado entre Marte (acción, impulso) y Saturno (límites), nos intenta transmitir que la moderación, el sentido de la mesura y la templanza son imprescindibles para avanzar adecuadamente, para progresar en todos los sentidos como seres humanos y como seres espirituales.



“Júpiter tiende a elevar a la persona por encima de lo sórdido y vulgar, aunque sólo sea en la imaginación”. (Charles Carter).

Por eso miramos la Casa natal dónde está situado cuando  nacimos y con qué planetas se relacionaba, con qué planetas se está relacionando en este momento y por qué casa está transitando, y lo mismo respecto a progresiones.

En todo lo que hacemos es esencial saber nuestra motivación, qué finalidad estamos dando al propósito que nos induce a actuar de una manera determinada y en una orientación concreta. Júpiter nos facilita la expansión, pero siempre que exageremos los resultados serán desastrosos, ya sea física, mental o emocionalmente.

Como cada planeta, Júpiter empieza su ciclo en una carta astral en la casa donde se halla al nacer, esa será su Casa I, e irá dando la vuelta completa al zodíaco (también en nuestra carta astral) en casi 12 años.

Veamos algunos ejemplos prácticos.

Ahora estoy observando la carta astral de una persona cuyo tránsito está siendo en la Casa XII de su carta astral, casi al final, pero que parte de una posición natal en Casa VII, así es la Casa VI de su recorrido por toda la carta astral de esta persona, está terminando un “año Virgo” dentro del ciclo de 12 años, le queda muy poquito para cambiar a un año Libra. Y justo estos días está viviendo una crisis de salud intensa, que no comporta sólo sufrimiento y malestar, también ha favorecido, no puede ser de otro modo con Júpiter, mejoras, es un planeta asociado a la suerte y a los méritos que ya tenemos ganados y que podemos seguir generando según nuestras intenciones y nuestros actos. Esta persona deberá ahora, precisamente, activar todos sus recursos, su inteligencia y la sabiduría de su alma han de guiar estos días sus pensamientos y emociones para que pueda aprovechar este pasaje y seguir ascendiendo, iluminándose, y las tentaciones y susurros de esas voces invisibles que se nutren de nuestra emotividad estarán acechando, tanto como la presencia de seres de luz físicos y extra físicos apoyando y ayudando este momento.
Decía Alexander Ruperti que durante este año Virgo “un individuo debe estar dispuesto a crecer, a servir y a obedecer. No se debe tener miedo a que aumente el trabajo y a la necesidad de desarrollar la capacidad de servicio”.


Otra carta astral que tengo delante, ahora Júpiter ha hecho el recorrido completo por el zodíaco y está como en el momento de nacer, el retorno de Júpiter, a 13º de Libra, es la Casa I para el recorrido de Júpiter, un año “Aries”, es un año de iniciativas, hay que atreverse a hacer las cosas de manera diferente, a ir a lugares desconocidos hasta entonces, a emprender, a encontrarse con otras personas de otras culturas, religión, filosofía.


Y, por último, otra carta que presenta el tránsito de Júpiter por lo que sería en su ciclo completo la Casa III, un año de Géminis durante el cual serán muy importantes las relaciones con el entorno, debe de dar un sentido práctico a todas sus ideas. Además, coincide por tránsito por su Casa XI, es momento de “estar pendiente del medio social, los amigos y los socios que van a facilitar su progreso, evitando ser demasiado utópico (de nuevo cito a Ruperti), son importantes los contactos profesionales y a las organizaciones o grupos en los que se participa”.







En estos momentos en que Júpiter en su movimiento está “estacionario” (también lo estará Neptuno este mes, el día 16) es importante mantener nuestra Fe, virtud vinculada a este planeta, porque como es una energía extrema, nos puede llevar muy arriba o muy abajo, de nosotros depende mantener el timón mental y emocional con firmeza y resolución. Y como Neptuno tiene también tanta fuerza podremos aprovecharla para sanar, para sanar-nos, para profundizar en nuestra vida espiritual, para redimir, para redimir-nos, para desarrollar más nuestra cualidad de amor y compasión desde la sabiduría que también está asociada a Júpiter. Podemos avanzar creciendo en méritos, por nuestro bien, por el bien de todos, por el bien de la humanidad, por el Universo, porque ambas energías –de Júpiter y Neptuno (compasión)- en evolución nos conducen a estados y situaciones de plenitud y alegría, de bienestar, de gracia, de gozo, de éxtasis interno, compartir, pero no como emoción de fuga o compensación, sino como experiencia que nos da mayor fuerza y vitalidad, que da sentido a nuestra existencia.


Para que cada uno podamos reflexionar y meditar estos días, viendo nuestra carta astral, o si vamos a consulta nos lo explicarán de manera personalizada. Stephen Arroyo sintetiza muy bien la expresión positiva de Júpiter cuando nos dice que “aporta fe, confianza en un poder superior o en un plan mayor, que favorece la apertura de la gracia divina, el optimismo, la comprensión de la necesidad de mejorarse a uno mismo. Y que también, en su expresión negativa, “es peligroso porque puede inducirnos a un exceso de confianza, a la pereza, a la dispersión de la energía, a dejar que los demás trabajen, a la irresponsabilidad, a querer hacer demasiado –abarcar o prometer en exceso.”


Ahora, fijémonos bien en nuestra carta astral para aprovechar esta energía, y también para saber si nos induce a la exageración, ya sea porque contacta a la Luna (emociones y sentimientos), al Sol (ya sea para sentirnos más grandes y satisfechos o seguimos viéndonos ruines y pocos valiosos), ya sea que estemos más mentales (Mercurio), o que queramos estar haciendo cosas todo del día (contacto con Marte) de una manera irritada y compulsiva (Urano, cambios bruscos sin organización ni método), o que estemos más melancólicos (contacto con Saturno, Neptuno o Plutón) y aferrándonos a lo que no tenemos temporalmente en estos momentos, en vez de aprovechar y agradecer lo que SÍ tenemos.


Es importante nuestro proceso de llegar a ser una persona completamente diferenciada e integrada, proceso de individuación (Carl G. Jung), abordando evidentemente a nuestra “sombra” (tomar conciencia de ella y trabajar con ella), es un proceso con diversas fases que nos conduce a la autorrealización o expresión y desarrollo de nuestras potencialidades (recogidas en la carta astral de cada individuo). Aprovechemos este momento de Júpiter, estas energías del mes de junio para dar un paso más, hacer ajustes, avanzar. Como siempre, no tanto desde fuera, sino por nuestro trabajo interior.


Preparémonos para que esta energía de Júpiter pueda ser y expresarse en nuestra vida en su pureza: inteligencia y sabiduría, bondad, plenitud. Y no perdamos de vista la humildad, sepamos valorarla en aquellos a quienes hemos otorgado ahora el rol de ser nuestros guías, porque a un verdadero “gurú”,  a un verdadero maestro no le gusta ser el centro de atención, sabe que tan sólo canaliza información y verdades universales, que está al servicio de los demás y que lo que importa es la gran unidad de la que formamos parte, el gran corazón cósmico. También estemos atentos a los milagros que podamos hacer, o ver realizar a un maestro o gurú,  porque si nos centramos en el fenómeno, si focalizamos en el milagro, nos distraemos y “tal vez ya no deseemos aprender nada de verdadero valor espiritual” (Anthony de Mello, “La oración de la rana, 1; los santos”).






Bibliografía:

- Alexander Ruperti: Ciclos del devenir.
- Bruno y Louise Huber: Los planetas, órganos de función.
- Stephen Arroyo: Júpiter, un estudio astrológico.
- Charles Carter: Los aspectos astrológicos.
- Dane Rudhyar: Un estudio astrológico de los complejos psicológicos.
- Fenómenos astronómicos para junio: http://www.astrocuenca.es/joomla/web/docs/FENOMENOS%20ASTRONOMICOS_Junio2017.pdf
- La experiencia mística y el proceso de individuación:  https://www.odiseajung.com/articulos/la-experiencia-mistica-y-el-proceso-de-individuacion/