domingo, 27 de enero de 2013

Luna Llena de Enero 2013


Estos días pueden estar teñidos por la energía del cambio, ya sea los que nosotros deseamos efectuar y realizar, ya sea que, por circunstancias diversas, debamos asumir la realización de cambios en nuestra rutina y vida diaria. Esta es la energía del Sol en el signo de Acuario.

La Luna, desde el signo de Leo, nos invita a la creatividad, a utilizar nuestra creatividad para colorear nuestra realidad. Los imprevistos que se nos presentan, la velocidad que podamos sentir en los procesos, la novedad que se filtra y nos ofrece flamantes oportunidades a través de amigos, de contactos, la comunicación, el intercambio. Serán posibles opciones y actividades nuevas, enriquecedoras, que nos permiten expansionarnos, enriquecernos, crear novedosas estructuras que soporten los proyectos nacientes, y nos encontramos con posibilidades reales para la culminación de nuestros planes. (Observemos el triángulo de rendimiento: triángulo rojo).

Podemos transformar la realidad con imaginación; nuestros sentimientos y emociones nos guían (pongamos atención en el Yod), la intuición, un instinto interno de protección que se alimenta de la energía del corazón, de la Fe que disuelve los temores e inseguridades. Recordemos todas las oportunidades de renovación, de cambio, los avances que ya hemos logrado hasta ahora, las metas que ya hemos alcanzado. Nuestras ideas y nuestros sentimientos han ido configurando una realidad que ya en muchas ocasiones hemos palpado.

El poder de mis sentimientos y emociones inspirados por la energía de la mente superior permiten la expansión de mi vida social. (Observar los pequeños triángulos azules).
Es importante centrarse en la Fe, la Confianza, y el poder de la mente para conseguir serenar ciertas inquietudes internas. No demos demasiadas vueltas a las cosas, no nos frustremos si no conseguimos de las personas del entorno inmediato toda la respuesta emocional que creemos necesitar. Sabemos que nos quieren y que están ahí y estarán incondicionalmente. Volvamos dentro de nosotros y conectemos con nuestra fuerza y luz, nuestra guía interior; aprendamos a serenarnos y relajar la tensión para entregarnos a la Vida, al proyecto de armonía y de Amor del Universo.

Nuestra realidad tiene tantas posibilidades como deseemos, podemos transformar nuestra vida, somos constructores y responsables de nuestro destino y somos capaces de ayudar a construir una realidad de amor y solidaridad para todos.

No miremos sólo a nuestro alrededor y al suelo, aprendamos a levantar la mirada y observar el cielo, dirijamos nuestra atención al lejano horizonte, abarquemos más allá de lo que está cerca tan sólo, vayamos más lejos con el pensamiento y con la imaginación, miremos más allá, mucho más allá, también con el corazón, también tu mente ha de ir más allá, permanece atento, vigilante para acoger lo nuevo, lo diferente, descubrir, experimentar algo desconocido hasta ahora.

Tu pequeño círculo te aporta seguridad y confianza, agradece a todas las personas de tu vida cotidiana su apoyo y presencia; ábrete y amplía este círculo para acoger energías y personas nuevas que te enriquecerán y complementarán.

Es tiempo de cambios, sin exageraciones, de anclarnos con confianza en la energía del Amor del corazón, sabemos y conocemos los límites, aquí y ahora, en la realidad, pero somos conscientes de que hay, mucho más allá, posibilidades nuevas que nos están esperando, que están aquí, ya, ahora.

No hay comentarios:

Publicar un comentario